2.6.15


VICTORIOSO

2.6.15

 | VÉLEZ 2 - BOCA 0 | Vélez volvió a ganar. Apabulló a Boca y lo terminó superando con autoridad: fue 2-0 y con actuaciones sobresalientes. Un nuevo respiro en una semana que se encara diferente luego de esta "mini-racha"


Un partido muy difícil en lo táctico para el Fortín, teniendo en cuenta que su rival, pese a estar de capa caída, es uno de los más difíciles de nuestro fútbol. Reñido en la mitad de la cancha y con mucho juego brusco, el equipo dirigido por Russo se impuso y culminó la noche con una victoria que vale seis puntos y que deja a las claras que con actitud, todo es posible.

Luego de un primer tiempo chato, Vélez en la segunda parte se lució: destrabó el juego en la mitad de la cancha con un Romero (nuevamente) fundamental, mordiendo en el medio y acoplándose con Desábato a la hora de la distribución del juego. Con grandes conexiones, como las de Delgadillo-Cardozo, o Asad volcándose a la derecha para formar juego con Cubero, el plato fuerte de la noche estuvo por las bandas. Fruto de la perseverancia, los goles llegaron por pelotas destinadas desde éste sector. 

Evolución marcada en el juego: el criticado equipo de Russo parece haberse recuperado anímicamente y hoy juega con la actitud como estandarte. La defensa, soberbia, neutralizó casi todos los ataques de la delantera rival; pese a ello, las pocas chances en las que no fue efectivo, contó con la enorme autoridad de Alan Aguerre que, con intervenciones excelentes, aseguró un nuevo recuerdo del hincha fortinero. Pese a contar con Pavone como único atacante, el equipo suple la costumbre de tener dos delanteros con la explosividad de las bandas y hace creer que cualquiera que esté puede marcar. Dicho y hecho, sumado al gol de fútbol 5 que hizo Pavone, se le suma el del histórico Fabian Cubero. Emblema actitudinal del club. 

El nuevo triunfo trae, con ello, un respiro en la semana de cara al último partido antes del receso. El equipo cumplió con las expectativas en un partido que, por lo sucedido en el varano, el hincha esperaba ganar. La actitud cambió y trajo resultados: panorama perfecto para el levantamiento de Vélez.

Escrito por Franco Vignozzi. (@FranVignozzi en Twitter)