1.6.15


EL MEDALLERO

1.6.15

 | V DE VENGANZA | Claridad, autoridad y determinación, fueron algunos de los tantos atributos que demostró el equipo dirigido por Miguel Ángel Russo en el José Amalfitani para derrotar por 2-0 a Boca Juniors, en lo que sentenció una especie de "venganza" para el equipo de Liniers, tanto para sus hinchas como los jugadores.


Un encuentro muy trabado y disputado en mitad de cancha, fue lo que sucedió en el primer tiempo. Prevaleció la firmeza de la defensa y mediocampo velezano, más el esfuerzo físico y futbolístico de Mariano Pavone en la delantera, para molestar a la defensa boquense

En el segundo tiempo se vio la mejor cara de Vélez, en donde apareció un enorme Alan Aguerre para interceptar cuatro intentos de gol claros. Sumado al empuje, garra y corazón que demostró el inoxidable capitán Fabián Cubero. El número 5 entró al área rival como cualquier centro delantero para meter un cabezazo infalible para Agustín Orión, decretar el 1 a 0 parcial y el delirio de todo el estadio. 

Luego del gol, el conjunto liderado por Cubero en el juego, se agigantó aún más. Después de la expulsión de Fernando Gago, el Fortín decretó el 2 a 0 final tras una jugada colectiva excepcional. Una victoria fundamental que sirve para la moral de los jugadores y que deja muy bien parado al conjunto fortinero de cara a lo que queda del torneo, sin antes olvidarse del durísimo encuentro ante Racing de la fecha siguiente. 

Alan Aguerre y Fabián Cubero: El premio al mejor jugador es compartido. Para ganar un partido muy importante, es necesaria la participación del arquero en los momentos claves. Así sucedió con Alan Aguerre, sus intervenciones excepcionales sirvieron para mantener el arco en cero. 

Por otra parte, el Capitán demostró cómo se deben jugar estos partidos. Contagió a todo el equipo, porque aparte de su garra y entrega, tuvo dotes de buen fútbol donde hizo jugar a todo el equipo. 

El equipo: En general, todos los jugadores demostraron una actitud irreprochable dentro del campo de juego. Importante actuación de Nicolás Delgadillo, que siendo el más joven en cancha por parte de Vélez, no le costó tener la marca encima de Gino Peruzzi. 

Emiliano Amor: Luego de algún que otro error de desatención contra Banfield, Amor tuvo una sólida actuación en defensa, haciendo en vano cualquier intento aéreo por parte de Boca. 

Vacante.


Escrito por Diego Vilariño. (@diegovila89 en Twitter)