13.6.12


Los de arriba son bosteros

13.6.12

Vélez le ganó a Atlético Rafaela por 2-1 con goles del Burrito Martínez y Mauro Óbolo (descontó Carignano) en el Estadio José Amalfitani. Durante el partido se volvió a sentir el clima de ilusión en la popular del Fortín y se despidió al equipo diciendo "Los de arriba son bosteros, los podemos alcanzar". Quedan 2 fechas y Vélez está a 3 puntos del puntero Boca, soñar no cuesta nada.

El triunfo de la ilusión le perteneció a Vélez, que en su reducto José Amalfitani venció por 2 a 1 a Atlético Rafaela y avisó que todavía está en carrera por el título en el actual Torneo Clausura. Los goles fueron convertidos por Juan Manuel Martínez y Mauro Óbolo, mientras que descontó César Carignano, siendo todas las conquistas en el complemento del encuentro.
Sin brillar en ningún momento durante los 90 minutos pero imponiendo su jerarquía individual y colectiva, el "Fortín" consiguió su segunda victoria consecutiva para volver a ponerse a la expectativa en los lugares de vanguardia del campeonato. Sin discusión, el conjunto de Ricardo Gareca volvió a sonreír ante su gente de la mano de un "Burrito" inspirado más la colaboración esporádica de varios de sus compañeros.
Con excesiva tranquilidad para buscar los espacios, la apertura del marcador arribó recién en el complemento y cuando se jugaban 8 minutos. Francisco Cerro le metió un pase magistral a Martínez y éste definió fuerte y contra un palo ante el achique de Guillermo Sara, que absolutamente nada pudo hacer. Y a los pocos minutos, ya iban 13, Gino Peruzzi escaló por la banda derecha y tiró un preciso centro a la cabeza del ex goleador de Arsenal, que la colocó de emboquillada para aumentar la ventaja.
Desde ese momento, el juego parecía totalmente terminado. Sin embargo, el fútbol es la dinámica de lo impensado y en una jugada de otro partido, Marcelo Barovero salió muy mal en un envío aéreo y César Carignano le ganó en las alturas para descontar a los 18, quedando mucho tiempo por delante.
La "Crema" chocó con sus grandes limitaciones futbolísticas y jamás pudo poner contra las cuerdas a su rival para intentar alcanzar el empate. Así, quedó con un bajo promedio de 1.222 hundido en la zona de descenso directo y sonrieron Tigre (quedó metido en la Promoción) y San Lorenzo, que por primera vez en mucho tiempo está fuera de todo.
"Los de arriba son bosteros, los podemos alcanzar", entonó el público que se arrimó hasta el estadio. Con Tigre primero y después Racing en el horizonte, los de Liniers se entrometieron entre las instituciones que sueñan con arrebatarle la gloria a Boca y se ilusiona por el compromiso entre "xeneizes" y Arsenal de la jornada próxima, que podría ser determinante.
Fuente: Playfútbol